La inspiración

El escritor VilaMatas aborda el concepto de inspiración, que Flaubert rechazaba y Kafka no (Vila-Matas, 2019). ‘El clásico deslumbramiento repentino que le llega a un escritor’.

Vila-Matas reconoce con claridad la existencia de esa realidad que llamamos inspiración. Y que ese deslumbramiento puede venir por múltiples caminos. Bien sumergido en la intensidad del trabajo, bien sin saber cómo, o bien fruto de una inesperada casualidad. Errores inspiradores, los llama.

Vila-Matas, E. (2019, enero 22). Llamadla inspiración. El País,

El proceso creativo de la escritora Kate Morton

(fuente: Wikimedia Commons)

Kate Morton, escritora, identifica tres etapas fundamentales en su trabajo creativo (El País, 11/12/18):

  1. La del  cuaderno. Ahí la imaginación no tiene límites, ni estoy sujeta a las palabras con las que quiero definir la historia y los personajes”
  2. La redacción. “Para mí la más dura”
  3. La corrección. “Puedo dar la vuelta a seis o siete versiones, es la que más me gusta detrás de la del cuaderno. Trato de esculpir el libro, esa es la expresión correcta: darle forma definitiva. Refinar y refinar”.

La 1ª  es la de generación de ideas, de forma libre, divergente, sin restricciones.

La 3ª ilustra claramente el concepto de evolución.

 

Mozart

Mozart, describe así la aparición de ideas:

“Cuando estoy… completamente conmigo mismo, completamente solo, o durante la noche…es cuando mis ideas fluyen abundantemente. Cuándo y cómo vienen no lo sé. Lo que sé es que vienen solas espontáneamente, y no  puedo forzarme a producirlas”

Si analizamos lo que dice Mozart podemos identificar algunos elementos clave en la generación de ideas:

  • Una situación de especial concentración
  • La importancia de la conexión con uno mismo
  • Las ideas fluyen de forma natural, y abundantemente; la fluidez es una de las características de la creatividad